Terror para Halloween

Finalmente se aproxima el mes de Halloween y todo es sobre esta festividad. Más allá de las fiestas y la decoración, Octubre es el mes para disfrutar de una de mis grandes pasiones: ver películas de terror. He visto casi todas las películas de terror que existen. Pocas historias me sorprenden y por muy absurdas que sean, las veo hasta el final. Cuando comienzan los créditos es que doy mi humilde opinión (que es todo menos humilde) de quién a los 8 años veía películas de Freddy Krueger y de Stephen King, que sabía que si la película era de John Carpenter iba a ser extraña y cuya película favorita es El exorcista (desde los 10 años).

Muchas veces ya no veo las películas para asustarme, sino para disfrutar de la creatividad de un nuevo escritor/director, de la creación de escenas y tramas, de la banda sonora y también para ir descubriendo como se va creando el suspenso que al final hace que un simple gesto te haga saltar de la silla o ver quién huele a muerto desde el principio.

Para que entiendan un poco mi selección de películas, me gusta clasificarlas por originalidad de la trama, contexto (en cuál año se estrenó) y si de verdad la historia causa miedo. ¿Por qué es importante esto? Les doy un ejemplo: la saga de Scream (1996), aunque no entrará en mi lista de mejores películas, en el momento de su estreno fue una película muy original. Por Dios, el mismo año se estrenaba Los niños del maíz 4 (Children of the corn IV, 1996), ¡qué manera de exprimir un tema! 

Scream por su parte fue tan bien recibida por un público que por fin estaba viendo algo diferente que fue copiado el siguiente año en Sé lo que hicieron el verano pasado (I know what you did last summer, 1997) y al siguiente por Leyendas Urbanas (Urban Legends, 1998), una nueva versión de Halloween (Halloween H20, 1998) y de nuevo, Todavía sé lo que hicieron el verano pasado (I still know what you did last summer, 1998). Para que entiendan la importancia de temas originales, el mismo año sale Los niños del maíz 5 (Children of the corn V, 1998).

1999 fue un gran año para este género, ya que se estrenan grandes películas como Sexto Sentido, El proyecto de la bruja de Blair, Stigmata y Ecos Mortales. Ninguna de estas películas era repetición de la otra, presentaban temas diferentes, el protagonista estaba muerto y no lo sabía, el tema de la grabación real en primera persona, el tema de posesión pero esta vez no por un demonio sino por un Padre y el tema de homicidios sin resolver.

Pasaría un buen tiempo antes de que este fenómeno de nuevas propuestas en el género de terror volviera a ocurrir y ese año fue el 2005 con El Exorcismo de Emily Rose, El Ascenso, Hostal, El Aro 2, Terror en Amityville, Saw 2, Mente Siniestra, La Casa de cera, La Niebla, La Llave Maestra. Así que la próxima vez sean un poco más condescendientes con el género. Se hace cada vez más difícil asustar a la audiencia y si ven una película del siglo pasado o de comienzos de la primera década del 2000, no sean tan duros y comprendan el contexto. Tal vez si hoy ven Pesadilla en la Calle del Infierno no les de miedo, pero en los 80 causó sensación. Tal vez si hoy ven El Culto Siniestro con Nicolas Cage… no vean esa El Culto Siniestro de Nicolas Cage, de ser posible no vean ninguna película de Nicolas Cage a menos que sea Con Air o Contra Cara. He dicho.

Retomando el tema, decidí hacer este post con lo que YO considero son las mejores y peores películas de terror que he visto hasta ahora.  Trataré de no dar spoilers para que disfruten de ellas si no las han visto. Tal vez no estén del todo de acuerdo con mi opinión (si quieren podemos discutir al respecto luego), pero aquí van.

Top 10 mejores películas de terror

(Sin orden específico)

-El Exorcista (The Exorcist, 1974)

Como lo mencioné anteriormente, una de mis favoritas. No solo el desarrollo de la trama, las actuaciones, la creación del suspenso y la banda sonora son buenas en esta película. Una de las cosas que más me asombra son los simples pero grandiosos efectos especiales que hacen que aún hoy en día sea impactante para la audiencia y eso la hace estar en mi top 10. Sinopsis: niña poseída por demonio después de jugar la Ouija, ¿quién la manda?


-El Conjuro (The Conjuring, 2013)

Buenas actuaciones, buena creación de personajes, buenos efectos, buena trama, buen desarrollo, buena banda sonora, buen final. Creo que ni los mismos creadores saben cómo hicieron para que esta película fuese un éxito. Han intentado extenderlo en otras películas como Anabelle y La Monja y no lo han logrado. Sin embargo, debo admitir que el hecho de querer explotar El Conjuro con historias paralelas, en lugar de secuelas o precuelas como en otros casos, es lo más ingenioso que se les ha ocurrido, ya que si son un fracaso, esto no afectará en nuestro imaginario la historia de los Warren y esta película seguirá siendo una de nuestras favoritas. Sinopsis: Familia compra casa en oferta y luego descubren por qué estaba tan barata.

-El Fotógrafo (Shutter, 2004)

Ignoren el remake americano. Esta película tailandesa tiene una trama bastante elaborada, escenas y sustos al estilo de El Aro y uno de los finales más impactantes que he visto. Sinopsis: Comienzan a aparecer sombras raras en las fotografías del novio y la mujer comienza a investigar, porque cuando se nos mete una idea en la cabeza de que hay otra mujer, el FBI y la CIA se quedan pendejos.


-El Exorcismo de Emily Rose (The Exorcism of Emily Rose, 2005)

Puedo ver El Exorcista a cualquier hora del día, cualquier día de la semana, sola o acompañada, pero no es el caso con esta película, pues es la única que de verdad logra asustarme. Además de una buena trama y de las palabras mágicas «basada en hechos reales», esta película va creando suspenso mientras desarrolla la historia desde un aspecto técnico y tan realista que es imposible no asustarse. Sinopsis: Chica poseída, exorcismo que sale mal.

-El Aro (The Ring, 2002)

Remake de la película japonesa Ringu (1998). Esta película hizo saltar en el asiento a más de uno con los acercamientos de cámara. Recuerdo que al estrenarse, todo el mundo hablaba de ella y de cómo les había costado dormir después de verla. Si al llegar a tu casa después del cine, vas a dormir y miras a todos lados antes de apagar la luz, te metes a tu cama y te quedas vigilando la puerta de tu cuarto, es que la película logró su propósito. Sinopsis: Ves película en VHS… ¿ya ven por qué es importante el contexto?


-El Rito (The Rite, 2011)

Aprender a hacer exorcismos con Anthony Hopkins (yo admiro a ese carajo). Esta película juega con la fe y nos lleva a plantearnos en lo que estamos dispuestos a creer y en lo que no. Tal vez no te asuste al nivel de no poder dormir en la noche, pero el tema de la posesión está muy bien elaborado y representado con diferentes casos y desde varias perspectivas. Sinopsis: Un chico demasiado guapo para ser Padre (Colin O’Donoghue), comienza a cuestionarse si de verdad tiene madera para serlo. Al parecer el demonio piensa que sería un desperdicio e intenta convencerlo de que no lo haga.

-La Llave Maestra (The Skeleton Key, 2005)

Un muy buen desarrollo de trama y creación de suspenso. Recreada en Neva Orleans así que esperen cosas sobre el vudú. Sinopsis: Kate Hudson es una enfermera escéptica (obviamente),  que poco a poco comienza a creer en que «de que vuelan vuelan». Los malos en esta película son el factor sorpresa más interesante.


-Posesión Satánica (The Possession, 2012)

Niña de familia judía comienza a actuar extraño luego de adquirir un cofre que desde la primera escena sabemos está maldito. Sinopsis: Oferta de cofre antiguo que incluye su propio demonio que no discrimina por religión. Advertencia: Exorcista no incluido en el cofre.

-Sexto Sentido (The Sixth Sense, 1999)

«Veo gente muerta» Sí, pobre niño viendo gente muerta toda la película y pobres de nosotros que nos asustamos con él. Muchos solo recordarán la historia de Bruce Willis, pero daba miedo ser este niño viendo fantasmas todos los días y en todos lados. Ahora ya sabemos que las historias de M. Night Shyamalan suelen dar un giro inesperado, pero en este entonces no lo sabíamos y el final nos sorprendió por completo. Sinopsis: Psicólogo ayuda a niño a ser consejero de fantasmas.


-El Orfanato (2007)

Esta película española tiene muchas escenas de suspenso, una trama que nos mantiene intrigados desde los primeros minutos, buenas actuaciones y buen final. Lamentablemente es una de esas películas que solo tiene chiste ver una vez. Si no la han visto, se la recomiendo para este mes. Sinopsis: Niño se pierde y comienza a asustar a la mamá con una máscara. Mentira, mentira, véanla que no se las puedo (quiero) contar.

-Stigmata (1999)

Lo interesante de esta película es el tipo de posesión. No es violenta y demoníaca como los casos que estamos acostumbrados a ver en pantalla, sino tan sagrada que la poseída comienza a presentar estigmas (heridas de Jesucristo). Sinopsis: Un Padre muere y posee a una chica para dar un pequeño mensaje que se le olvido escribir, nada más y nada menos que UN EVANGELIO.

Top 10 peores películas de terror

-El Exorcista 2, 3 y 4

¿Recuerdan que esta película tuvo una segunda y tercera parte? ¿Incluso una cuarta que era una precuela? ¿No? Por supuesto que no, el cerebro nos protege olvidando cosas que son innecesarias. Estas películas fueron tan terribles que es mejor no recordarlas. En la segunda película estiraron la trama con la historia de Regan y salió algo absurdo. En la tercera inventaron otra historia más policíaca y trajeron de nuevo al padre Carras. Y para qué hablar de El Exorcista el comienzo, donde vemos los inicios del Padre Merrin como exorcista.

-El Títere (Dead Silence, 2007)

Muñeco llega extrañamente a la puerta de los protagonistas y comienzan los asesinatos que intentan asustar a la audiencia pero no lo logran. A diferencia de Chucky, el verdadero asesino en esta película es una vieja ventrílocua que busca venganza y solo puede matar a sus víctimas si estas gritan. Entre muñecos, asesinatos, una vieja con la lengua de 3 metros, un policía inútil y el papá del protagonista siendo manejado como una marioneta por la supuesta esposa, esta película te deja con esa sensación de haber perdido hora y media de tu vida.


-Black Room (2017)

La primera señal del nivel de esta película es que el mismo año del estreno la película ya estaba en Netflix, sin ser producida por Netflix. Una pareja se muda a su casa soñada pero descubren una habitación secreta en el sótano donde aparentemente se hacían unos rituales extraños y sobre todo pervertidos. Estos espíritus empiezan a influenciar a la pareja que empieza a tener apetitos sexuales descontrolados y vemos a una Natasha Henstridge ( a quién le teníamos cierto respeto por la película Especies) masturbándose con una lavadora. No diré más.

-American Poltergeist (2015)

Pensé incluso que esta película iba a tener escenas XXX porque sería la única razón para contratar actores nivel porno. La trama es mala, además de forzada, pero las actuaciones son aún peores. Tanto así que en una de las escenas, justo cuando el asesino va a atacar a los protagonistas, la protagonista aprovecha para decirle a su hermano que en realidad no es su hermana sino que es adoptada y en ese momento la película pasa inmediatamente a nivel novela de TV americana.



-El Duende Maldito (Leprechaun, 1993)

Cómo olvidar al duende de aspecto asqueroso que le concede el deseo de tener su oro a uno de los personajes y este le aparece EN EL ESTOMAGO.  Gracias a Dios Jennifer Aniston consiguió su papel en Friends y no tuvo que volver a hacer películas tan terribles como esta.

-Está Detrás de tí (It follows, 2014)

Esta película en sí no es tan mala, incluso tengo amigos a los que les gustó. La cuestión es que, al explicar el tema, suena tan absurdo que se le debe haber ocurrido a unos adolescentes. Un demonio que te sigue a donde quiera que vayas y la única forma de librarte de él es… tener relaciones con una persona para que el demonio comience a seguirla. Moraleja: en lugar de usar condón en esta película es mejor usar un rosario.


-Con el Diablo Dentro (The Devil Inside 2012)

De verdad no puedo contarles mucho de esta película porque la olvidé por completo. Es tan mala que la he puesto como 5 veces en Netflix. ¿Por qué? Porque siempre se me olvida que la vi y caigo como una gafa a darle play a un título que suena interesante y al minuto de película me doy cuenta de que lamentablemente ya la he visto.

-Evil Dead (1981 y remake de 2013)

La película de 1981 es todo lo que pueden esperar de una película de terror de los ochenta. Un grupo de jóvenes que van a quedarse en una cabaña abandonada en medio del bosque (ya merecen morir por eso), el Necronomicón abandonado allí porque sí, la muerte con el hacha, la muerte con la sierra, los efectos especiales horrorosos, las partes chistosas, etc. El remake de 2013 trata de ponerle un poco más de seriedad a la trama, incluyendo que van a esta cabaña para que una de las chicas se aleje de las drogas y sus amigos van a ayudarla. Sin embargo el resultado es el mismo: una película que sé ve interesante en el trailer y resulta ser muy mala.


-La Maldicion del Piso 13 (Apartment 1303, 2012)

Esta película es protagonizada por Mischa Barton. No necesito decir más nada. Lo único bueno de terror que ha hecho esta chica fue salir como fantasma en Sexto Sentido. Típica chica que se muda a un nuevo apartamento en el que murió alguien, le empiezan a pasar cosas extrañas, nadie la ayuda, cuando por fin alguien aparece se muere. ¿Será que no tiene más amigos? Ah, cierto, es Mischa Barton.

Lo que más odio de este tipo de películas (además de la falta de originalidad) es que las reacciones nunca son nada realistas ni creíbles. Si en mi apartamento hubiese un fantasma asesino. 1-Nunca dormiría sola. 2-Pondría cámaras para grabar cualquier episodio. 3- Haría una fiesta o invitaría a varias personas a quedarse a dormir (nunca pasan cosas malas con más de cinco personas en la habitación) y 4- Publicaría mi apartamento en Airbnb promocionándolo como «embrujado», así al menos sacaría provecho.

-Chucky (Todas las versiones)

Ya de por sí el concepto del muñeco diabólico es algo absurdo. Sin embargo, la primera película podía crear un poco de suspenso y entretenía ver la sorpresa en las caras de las víctimas al ver al muñeco en acción. Absolutamente todo lo que le siguió a esas películas fue un desperdicio. Yo creo que hasta los mismo creadores lo notaron y las películas tomaron un tono más cómico que de terror. ¿Sabían que Chucky y la novia tuvieron un hijo? ¿O hija? (no se sabe ya que el muñeco no tenía partes intimas).

Mención Honorífica

Aunque no estén en mi lista, creo que estas películas merecen una mención ya que son especiales y repercutieron tanto en la audiencia, como en la creación de otras películas.

-Psicosis

Esta película reúne aspectos del terror y el suspenso que después fueron recreados en muchos otros thrillers. Es por ello que si la llegan a ver, o la vuelven a ver, se darán cuenta de que muchas escenas le recordarán a otras películas y no solo hablo de la escena en la bañera. Por eso la mención a esta obra de Hitchcock.



-Los Niños del Maíz (Children of the Corn, 1984)

Puede que a muchos no les de miedo esta película, pero volví a verla hace poco y me di cuenta de por qué a mi no me asombra Sinister (ni la 1 ni la 2) aunque muchos amigos me preguntaron si iba a incluirlas en la lista. El tema de los niños siniestros ya no da tanto miedo ¿Por qué? Pues tal vez porque los niños normales de hoy en día ya dan miedo sin necesidad de ser asesinos. Como aspecto importante quiero mencionar que la introducción de los créditos en esta película es idéntica a la de la película Mama (2013), que se hace explicando parte de la historia a través de los dibujos de una niña.

-Pesadilla en la Calle del Infierno (A Nightmare on Elm Street,  1984)

La creación de un asesino que solo puede atacarte en sueños causó que muchas personas tuvieran miedo antes de dormir después de ver esta película. Aunque ya no les dé miedo Freddy, a muchos nos marcó la piel quemada y el guante de este personaje. Además las muertes en esta película han sido las más creativas del género. ( Sí, incluso más que las absurdas muertes en Destino Final, es mi blog y digo lo que quiero).

-Los Otros (The Others, 2001)

No está en mi lista de mejores películas porque recuerda un poco a Sexto Sentido (estrenada antes). De igual manera esta película es una de mis favoritas. Tiene una muy buena trama, buenas actuaciones (incluyendo a los niños) y buenos efectos (siempre recuerdo como los sirvientes atraviesan la puerta). Incluso esta película tiene una de mis citas favoritas de Alejandro Amenábar usada en la película Tesis (1996) «Soy Chema y estoy caminando. Estoy caminando y soy Chema», se repite en Los Otros «My name is Anne, and I’m walking. I’m walking and my name is Anne» y es como empezaron las primeras líneas de este blog «Soy Veronica Trasto y este es mi blog. Este es mi blog y soy Veronica Trasto.» Gracias Amenábar.

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Ut elit tellus, luctus nec ullamcorper mattis, pulvinar dapibus leo.

-El Proyecto de la Bruja de Blair (The Blair Witch Project,1999)

Lo revolucionario de esta película fue la filmación en sí, hecha «por los mismos personajes», lo cual hacía creer que en realidad la cinta había sido encontrada en el lugar de las desapariciones (según la estrategia de comercialización). Entre ese aspecto realista y las actuaciones, ni siquiera fue necesario que pasara nada en la película, la audiencia simpatizó con el miedo de los personajes y eso fue suficiente.

A continuación, comenzaré mis menciones a películas que posiblemente pasan bajo de la mesa por no ser producciones americanas pero que de igual manera son buenas películas del género del terror y que les recomiendo. Por si no las han visto… prometo no dar spoilers para que las disfruten este mes.

-Los huérfanos (traducida al inglés Satan’s Slaves, idioma original Pengabdi Setan, Indonesia, 2017)

Si se quieren asustar… muchas veces, vean esta película. Crea buen suspenso y la banda sonora cumple muy bien su función. Aunque la trama no es tan creativa y el final poco interesante (no juzgo mucho, el final de una película de terror es siempre lo más difícil), tengan en cuenta que no se trata de una creación Hollywoodense y disfrútenla.

-El Babadook (The Babadook, Australia, 2014)

Ya de por sí esta madre soltera tenía muchos problemas educando al problemático del hijo cuando de paso se encuentra y le lee el libro del Babadook. Aunque esta película no trascienda mucho en el género del terror, los planos de la madre intentando descansar son totalmente artísticos.


-Under the shadow (en persa Zir-e Sayeh, Reino Unido, Jordania Catar, 2016)

La película está ambientada durante la guerra en el Medio Oriente en la década de los 80. Además del contexto que de por sí ya da miedo, una mujer y su hija comienzan a experimentar eventos paranormales en su casa. Es interesante por el aspecto cultural y no abusan de los efectos especiales.

-Verónica (España, 2016)

¿Cómo no recomendarme? Trataré de controlarme y ser lo más objetiva posible.

Ya esta película comienza con las palabras mágicas «basada en hechos reales», aunque sería más apropiado «inspirada en hechos reales» ya que simplemente esta basada en la muerte de una chica española, que ni siquiera se llamaba Verónica y que no vivió nada de lo que sucede en esta película. Simplemente su muerte fue muy extraña y crearon este peliculón en base a eso.
Después de jugar la Ouija tanto a Verónica como a sus hermanos comienzan a pasarle cosas extrañas. Sí ya sé, nada original la historia, pero las actuaciones, especialmente de los niños son excelentes. No sé si el hecho de que la película sea en español le de un tono de más cercanía (no sería la primera vez, ya me sucedió con REC). La historia es muy buena y las reacciones creíbles.

Espero les haya gustado y si aún no han visto alguna, se las recomiendo para este Octubre.

Dejen sus comentarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *